miércoles, 11 de octubre de 2017

QUE HACER CUANDO MUERE TU MASCOTA


https://www.hogarmania.com/mascotas/perros/consejos/201310/muerte-mascotas-crematorios-21765.html?utm_source=hogarmania&utm_medium=newsletter&utm_content=boletin-mascotas-83-muerte-mascota

Valoración
 
Autor: 
¿Qué hacer ante la muerte de tu mascota? Aprende cuál es el procedimiento en este triste y 
doloroso momento.
El momento de la muerte de un animal es uno de los más temidos por parte de 
los dueños. Sea de forma natural, por la edad o por enfermedad tarde o temprano
 llegará el momento de despedirse de nuestra querida mascota. Pero, ¿qué se 
debe hacer en ese difícil momento? Lo primero es notificar la muerte e informarte 
de las posibilidades, como son el entierro en cementerio o incineración colectiva o 
individual.
Lo que debes saber sobre el fallecimiento de mascotas
Notificación
Si vuestra mascota fallece, hay que notificarlo en la mayor brevedad al registro 
censal de identificación de animales de compañía donde se encuentre inscrito. El 
tratamiento de los restos es preciso hacerlo a través de los servicios municipales, 
clínica o de los servicios de una funeraria para mascotas.
notificación muerte mascota
Incineración
Los crematorios de mascotas ofrecen la posibilidad de incineración individual o 
colectiva. Los precios varían en función del peso y tamaño de la mascota. Por ejemplo
, con un animal pequeño el precio de la cremación rondaría los 200¤ si es individual y
 90¤ si es colectiva. Este proceso incluye la recogida, traspaso a una cámara 
identificado, cremación y finalmente, entrega al dueño de cenizas en urna junto 
con un certificado de la cremación.
crematorio mascotas
Entierro
Existen cementerios de mascotas para poder darles a nuestras mascotas un 
entierro digno, un lugar donde poder ir recordar al animal con el paso del tiempo.
cementerio mascotas
La muerte de tu mascota es un momento muy difícil para el dueño y necesita 
un tiempo de duelo para sobrellevar su ausencia. Es normal la tristeza y sensación 
de vacío que nos dejan después de estar tanto tiempo con nosotros. Trata de 
pensar en positivo: tu mascota ha tenido una vida digna, ha sido muy feliz y ha 
estado bien cuidada hasta el último momento. Hay personas que deciden no tener 
más animales por no volver a pasar por este dolor, mientras otras no pueden 
vivir sin una mascota en sus vidas aunque tengan que pasar por ese trágico momento.
Conviene esperar a pasar el tiempo de duelo antes de adoptar otro animal, 
para no tratar de buscar un sustituto igual a la mascota que se fue, y entender que 
el nuevo animal que llegue a nuestra vida será único e irrepetible a su forma.
muerte mascota

Tags relacionados consejos perro mascoteros perros




martes, 29 de agosto de 2017

¿Es dominante tu perro?


¿Tu perro es dominante?
Un buen número de propietarios observan un comportamiento “dominante” en sus perros, que se puede manifestar tanto cuando están con otros congéneres como en el hogar, con la familia. ¿Cómo educarlo para manejar y controlar la “dominación”? Te damos algunas recomendaciones.
Cómo reconocer si tu perro es dominanteLo primero es distinguir entre el comportamiento dominante y la agresividad, aunque no es extraño que rasgos intensos de dominancia puedan desembocar en conductas agresivas o amenazantes. La actitud del perro de querer “controlarlo” todo y de imponerse sobre otros y sobre su propietario puede comenzar cuando es cachorro, sobre todo si este muestra ausencia de autoridad y liderazgo y le permite “salirse siempre con la suya”, ya que los perros dominantes tienden a ser tercos. Ciertas razas tienen predisposición a ser más dominantes que otras, aunque la variación individual es muy notable y cualquier perro puede tener un carácter dominante. A menudo los machos tienden también a serlo más que las hembras, aunque también se encuentran casos de perras muy dominantes.
Si has observado alguno de estos signos de manera habitual, puede que tu perro tenga una clara tendencia a la dominancia:
– No permite que te acerques a su comedero e incluso gruñe o se muestra amenazante cuando lo intentas.
– No acepta soltar sus juguetes, salir de su colchoneta o realizar algún movimiento cuando se lo indicas.
– Te gruñe o te intimida cuando juegas con él, y si aumentas la intensidad del juego este comportamiento se agudiza.
– No consiente que ninguna persona u otro perro o se acerque a ti.
¿Qué puedes hacer?Es frecuente que, en algunas familias, el perro adopte un rol de dominante jerárquico (sin importar el tamaño del perro) y trate de mantener ese status, incluso mediante la intimidación, si ve peligrar esta condición.
La dominancia es una pauta más de las muchas que componen las estrategias sociales con las que los perros se relacionan entre ellos: los roles de dominancia y sumisión se manifiestan en numerosas situaciones como el juego, la comida, el territorio, acaparar la atención de su propietario, etc. El verdadero problema surgirá si el perro traspasa los límites y muestra un comportamiento agresivo. No hay que dudar en solicitar asesoramiento a un etólogo o adiestrador experto para que nos ayude a revertir esta situación.
Una correcta educación significa poner límites y restricciones desde que el perro es un cachorro, que este debe respetar y “comprender” por su propio bien, para que se convierta en un adulto seguro y controlable, y en ella juega un papel imprescindible una buena socialización que le ayudará a relacionarse de una manera armónica y confiada con su entorno. Es muy importante marcar pautas y comportarse siempre con nuestro perro de una forma coherente y firme, sin perder nunca los papeles. Los perros valoran el liderazgo por la firmeza, la estabilidad emocional y las reglas y no nos considerarán sus líderes si aprecian en nosotros un carácter inestable e impredecible con aspavientos y gritos cuando queremos que nos obedezcan.